Nada como iniciar tu día con un delicioso licuado o batido energético. Algunas personas comienzan su jornada laboral muy temprano y no se les antoja desayunar o no tienen tiempo de preparar algo muy laborioso; si  es tu caso, una de las mejores soluciones son los batidos, incluso los puedes preparar por la noche, y al día siguiente sólo preocuparte por beberlos.

Licuado de plátano con chía 

batido-de-platano

El plátano proporciona una buena dosis de energía. Dos plátanos proporcionan suficientes calorías para 60 minutos de ejercicio. Contiene tres azúcares naturales: sucrosa, fructosa y glucosa, así que ya no es necesario agregar azúcar extra a tu batido, con la dulzura del plátano es suficiente.

Ingredientes

  • 2 plátanos
  • ½ taza de avena
  • 1 cda. de chía
  • 1 ½ taza de leche (dependiendo de tu régimen alimenticio puedes agregar leche, yogurt o agua)

Preparación

Coloca todos los ingredientes en la licuadora, procesa hasta que el batido obtenga la consistencia de tu preferencia.

Tip: Añade un poco de canela en polvo para intensificar el sabor del plátano.

 

Batido de papaya con jugo de naranja licuado-de-papaya-tuny

La papaya es un fruto tropical con múltiples propiedades medicinales, de sabor dulce y textura suave. Conocida por sus variados beneficios al aparato digestivo, rica fuente de vitaminas y minerales.

Ingredientes

  • 1 taza papaya pelada
  • 1 taza de jugo de naranja
  • ½ taza de avena
  • Nuez, al gusto

Preparación

Coloca todos los ingredientes en la licuadora, procesa hasta que el batido obtenga la consistencia de tu preferencia.

? Tip: La miel le da un excelente sabor a este batido.

Licuado de manzana con leche de avena

batido-de-platano-tuny

Ingredientes para el batido

  • 1 manzana
  • 1 taza de leche de avena

Ingredientes para la leche de avena

  • 1 taza de avena cruda (no instantánea)
  • 3 a 4 tazas de agua, según la consistencia que quieras que tenga la leche
  • 12 almendras
  • Canela molida al gusto
  • Esencia de vainilla al gusto

Preparación para la leche de avena

Deja remojando la avena y las almendras por separado con suficiente agua durante la noche. Por la mañana escurre el agua excedente y coloca ambos ingredientes en la licuadora, agrega la cantidad de agua deseada según quieras la consistencia, incorpora la canela y vainilla.

Muele a toda velocidad hasta que se incorporen los ingredientes. Cuela la mezcla en un colador. Conserva en refrigeración y de preferencia en frascos de vidrio. Rinde entre tres a cuatro tazas y se conserva hasta por dos días.

Preparación para el batido

 Coloca los ingredientes en la licuadora, procesa hasta que el batido obtenga la consistencia de tu preferencia.

Tip: si tu régimen alimenticio lo permite puedes agregar una bola de helado de vainilla.